LA REVISIÓN ANUAL DE TU PERRO y GATO

Si quieres que tu mascota se mantenga lo más sana posible, es importante que se puedan detectar a tiempo ciertas enfermedades graves, así como prevenir la aparición de otras.

 

La revisión anual de tu perro contribuirá a que disfrutes de tu mascota en plenas facultades durante más tiempo. Para entender la importancia que esta medida tiene, pensemos por ejemplo en enfermedades graves como el cáncer. Muchos tipos son tratables siempre y cuando se diagnostiquen a tiempo. Lo mismo sucede con ciertos problemas cardíacos que, con una medicación adecuada, pueden mantenerse bajo control durante años. Lógicamente, cuanto mayor sea la edad de tu perro, más necesarias son este tipo de controles.

Las revisiones rutinarias también sirven para hacer un completo chequeo al estado general de tu perro, así como para actualizar su cartilla de vacunas. Antes de administrar cualquier vacuna a un animal, es imprescindible realizar un completo examen físico. Es un proceso laborioso, pero necesario ya que vacunar a un animal enfermo podría tener consecuencias, como por ejemplo el fracaso del proceso de vacunación. Solo el veterinario puede determinar que un animal es apto para ser vacunado.

El chequeo previo a la vacunación incluye

Inspección de oídos, orejas y orificios nasales, control del estado de la dentadura y las encías; comprobación de ganglios linfáticos; auscultación cardiopulmonar; palpación abdominal; inspección de piel, pelaje y uñas; control de la temperatura corporal; examen de vulva, pene y testículos; y comprobación del movimiento y postura del animal. También se verificará, en el caso de hembras no esterilizadas, la fecha del último celo. Por otra parte, los análisis de sangre, heces y orina son determinantes para descubrir posibles contagios de parásitos, que son una de las causas principales de muerte en los perros. Además, muchos dueños desconocen que también pueden transmitirse al ser humano. Podemos dividirlos en dos grupos:

 

EXTERNOS: Garrapatas, pulgas, ácaros y mosquitos (infectados) son los principales .

 

INTERNOS: Son seres microscópicos en su fase larvaria, aunque en su etapa adulta se pueden ver prácticamente a simple vista. Viven a expensas de nuestro perro y se instalan en su organismo, normalmente en sus intestinos. Allí se alimentan y se reproducen.

 

Por eso el seguimiento continuo es tan importante para nuestras mascotas. Y en la revisión anual el veterinario siempre nos dará unas pautas sobre vacunación, desparasitación, alimentación, higiene…. Que sean adecuadas a nuestra mascota.

Ante todo, por la salud de tu mascota, de tu entorno y la tuya propia, no hay que saltarse la visita anual con el veterinario.

Para pedir cita o cualquier consulta puedes contactar con cualquiera de nuestros centros.

 

 

 

¿Somos “aptos” para tener una mascota?

Se acerca el verano y es una época buena para los que os habéis planteado introducir un miembro de 4 patas en vuestra familia , pero ¿somos “aptos “ para adquirir un animal ?

La primera pregunta que hemos de hacernos es ¿ Porque queremos una mascota? y debemos también sopesar que tipo de mascota , especie y raza (o cruce de éstas ) que mejor se adapta a nuestro ritmo de vida. Esto es mucho más importante de lo que parece , pues a veces nos regimos por la estética y no por las características comportamentales que pueda tener el animal.

¿Disponemos del tiempo necesario para cuidar de nuestra mascota? ya que muchas veces el animal tiene que pasar la mayor parte del día solo , haciendo sus necesidades en casa porque no baja con la frecuencia necesaria y causando destrozos por aburrimiento y ansiedad.

El siguiente tema, aunque es un poco delicado , también es primordial tenerlo en cuenta ¿Tengo los recursos económicos necesarios para tener una mascota? Además de los gastos obvios como una buena alimentación , hay que desparasitarlos periódicamente tanto frente parásitos internos como externos ,vacunarlos anualmente e identificarlos mediante microchip.

Y se trata de animales , con lo cual son susceptibles de presentar enfermedades o tener algún tipo de accidente que suponga tener que asumir un gasto imprevisto.

En donde vivimos ,¿permiten animales ? si vivimos en una casa no hay problemas pero si por el contrario es un piso en muchas comunidades tienen prohibido tenerlos.

¿Estamos preparados para ocuparnos de los problemas que puede ocasionar una mascota? los cachorros suelen destrozar en sus primeros meses , morder alguna pata , mear alfombras…los gatos suelen usar los sofás o cortinas como rascadores…

Si nos gusta viajar también tenemos que tenerlo en cuenta. Actualmente hay hoteles u otro tipo de alojamientos que admiten mascotas , pero no en todos, y evidentemente viajar con un animal nos limita un poco los lugares a visitar , donde poder comer… La mejor opción es que mientras viajemos permanezcan en una residencia y en caso de los gatos que alguien pudiese echarles de comer y estar un rato con ellos. Esto significa que a lo hora de programar nuestras vacaciones también tenemos que programas las suyas , y económicamente tenerlo en cuenta.

Y por último , ¿es este un buen momento personal o profesional para adquirir una mascota?

Si dudas en alguna o varias de estas preguntas vuelve a planteártelo y sopesarlo bien .Una mascota es una responsabilidad para la que hay que estar preparado y que va a estar con nosotros muchos años.

Si todas tus respuestas son que si , ENHORABUENA , vas a ser un dueño responsable y emprender una de las experiencias más maravillosas de la vida , compartirla con un peludo!